El gasto militar fue el principal gasto público en Ecuador de 2007 a 2012

5 de enero de 2013

Ceremonia + de + firma + de + Acuerdos

Según el periódico El Universo, el principal gasto presupuestario de los gobiernos de Rafael Correa desde 2007 a 2010 ha sido el gasto militar, con un monto de más de 6.000 millones de dólares.

De esta enorme cantidad económica, el 84% se destinó a pagar el sueldo de los militares, que sufrieron (es un decir) un alto incremento de sus remuneraciones, y el restante 16% se destinó a inversiones militares.

En 2012 el presupuesto aprobado ha sido de más de 1.600 millones de dólares, cantidad nada desdeñable y que, si comparamos el peor trato dado a otros rubros sociales, permite comprobar cuáles son las prioridades que se marca Correa.

Al margen de innegables logros del gobierno de Correa no parece que la apuesta por la militarización y por el gasto militar sea un ejemplo a elogiar y sí, más bien, una rémora que necesariamente pasará factura al pueblo.

Comprobemos el interés del régimen ecuatoriano con el tacto y mimo con que cuidan a los uniformados: su ministra de defensa ha llamado a los ejércitos a defender el proyecto político del gobierno ante eventuales conspiraciones, identificando con alegorías no exentas de retórica el régimen de Correa con los intereses del pueblo antes silenciado.

No parece, a la luz de diversas movilizaciones realizadas con el apoyo de grandes organizaciones campesinas, indígenas y de lucha por los derechos humanos, que piense lo mismo al menos una parte importante de ese pueblo antes silenciado y ahora postergado porque cuando hay dinero o para cañones o para mantequilla, y se usa para cañones, se queda el pueblo sin mantequilla y amenazado de ser recibido a cañonazos, como ocurre en tantos lugares y ejemplos históricos en cualquier latitud del planeta.

Anuncios

Engañosa rendición de cuentas sobre el gasto militar

2 de enero de 2013

Romper + el + cristal + en + Caso + de +% C3% B3n revoluci

Fuente: El País.

Según han desvelado los medios de comunicación, España ha vendido armas en el primer semestre de 2012 por importe de 619,4 millones de euros, un 44% menos que el año anterior en que se vendieron 1099,8 millones de euros.

La cifra, sin embargo, es engañosa y contiene, como es habitual en las sesgadas informaciones del Ministerio de Defensa, verdades a medias.

No explica suficientemente bien que el semestre coincide con la entrega de los voluminosos encargos de buques militares de Noruega y Australia, que se pagaron anteriormente.

No señala de forma suficiente que hay otro tipo de material, llamado de doble uso, que computa como venta de armas en cualquier contabilidad seria, y que, en este capítulo, el aumento de material “de doble uso” vendido por España en este semestre ha experimentado un gran incemento (el 300%), pasando de 36,9 millones de euros en el primer semestre de 2011  los 147,9 e el primer semestre de 2012.

No destaca suficientemente el hecho de que los “clientes” que España está consolidando son países con baja estima de los derechos humanos, a los que estamos pertrechando de material para la represión, o países de una de las regiones del mundo más militarizada y con más alto riesgo de conflicto militar próximo.

No informa de las proyecciones al alza de la venta de armas españolas al estar negociándose contratos muy cuantiosos como son los de vender a Arabia Saudí 200 tanques Leopard por importe de 3.000 millones de euros y que se van a fabricar en Sevilla, o la venta de aviones de CASA a Perú y  Colombia, que ya se tiene pactada y como punta de lanza para otros países de la región andina y de latinoamérica; o los acuerdos ya entablados con Venezuela  para que con auxilio español se dote de una industria naval militar, o los pedidos que el gobierno está ayudando a conseguir para la fabricación de armas por parte de Navantia (por ejemplo las fragata que están a punto de conseguir colocar a Turquía por importe superior a los 5.000 millones de euros)  y así un largo etcétera que garantiza una ingente venta de armas españolas por doquier.

Tampoco han computado las ventas que se van a hacer al propio ejército español y ya comprometidas.

Tampoco computa como venta de armas españolas los cuantiosos negocios de la comercialización de armas por parte de multinacionales de las que participa España, como los aviones Eurofighter que fabrica un consorcio donde entra el dinero público español,  y que está negociando la venta de aviones a Corea del Sur por importe de 6.000 millones de euros, así como a clientes menores como Arabia Saudí, que prevé comprar 72 cazas, Emiratos Árabes Unidos, que piensa comprar 60, y un largo etcétera.

Es curioso que, año tras año, las estimaciones de ventas de armas del gobierno español y las del SIPRI, por poner un ejemplo, coinciden poco y dejan en muy mal lugar la transparencia y la veracidad de la información presentada por el ministerio de defensa español.

En todo caso, la venta de armas, se venda mucha o poca, se creen más o menos mercados, sitúa a España a la cabeza de los países que alimentan y propagan conflictos militares y a la cola de los que propagan la ética y la justicia social.

Por eso, una vez más, merece todo nuestro rechazo.


Nuevo escándalo: la Guardia Civil tiene privilegios con respecto al resto de los funcionarios

30 de diciembre de 2012

Fuente:  Revista Atenea.

Siempre ha habido clases y, sobre todo, clases militares:

El Ministerio del Interior, a través de la Dirección General de la Guardia Civil, ha decidido compensar la pérdida de poder adquisitivo que los guardias civiles sufrirán este mes de diciembre tras la supresión de la paga extra de Navidad a todos los funcionarios de la Administración General del Estado.

Lo hará regalándoles una ‘bufanda’ de 404,69 euros, según han informado a ATENEA fuentes de la Guardia Civil. ‘Bufanda’ es el apelativo con el que tradicionalmente se denominan en la Guardia Civil las pagas por productividad que, a finales de año, y con carácter extraordinario, perciben sus miembros si queda un remanente del presupuesto asignado a la Dirección General de la Benemérita

Y, como este año ha ‘sobrado’ una parte del dinero que se había ‘guardado’ por si surgían imprevistos (todos los ministerios cuentan con esa ‘reserva económica’), los casi 75.000 efectivos de la Guardia Civil recibirán su correspondiente ‘bufanda’. No la percibirán alrededor de 3.000 agentes, cifra que se corresponde con el personal de la Benemérita que se encuentra en comisión de servicio en el extranjero y el que lleva de baja más de un año.

Nos parece que esto es un nuevo escándalo de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado:

1.-  Porque son insolidarios, como siempre, con el resto de los funcionarios y con los civles.

2.-  Porque ellos que están para que se cumplan la ley y debieran dar ejemplo, se la saltan, una vez más, a la torera.

3.-  Porque el militarismo ha generado una buena parte (31.000 millones de €) de la actual deuda de 101.000 millones de €

4.-  Porque lo que sobra en los Ministerios debería devolverse al Tesoro y no ser usado, en este caso como en otros, para el lucro exclusivo de lo militarizado.

5.-  Ya vale de presupuestar engañando y ocultando partidas para luego gastar muchísimo más de lo que dicen.


Defensa 5 + 5: otro ejemplo de despilfarro militar

23 de diciembre de 2012

Fuente:  Ministerio de Defensa.

Nos hacemos eco hoy de una iniciativa de defensa de carácter internacional de la que no teníamos noticia hasta ahora.  La iniciativa Defensa 5 + 5 consta de:  Argelia, España, Francia, Italia, Libia, Malta, Marruecos, Mauritania, Portugal y Túnez.

La Iniciativa 5+5 se creó en 2004 para favorecer el conocimiento mutuo de los países miembros, reforzar el entendimiento y la confianza entre ellos y desarrollar la cooperación multilateral, a fin de promover la seguridad en el Mediterráneo Occidental, mediante el desarrollo de actividades prácticas de interés común, acordadas en un plan anual de acción.  Las actividades del plan de acción anual se centran en tres áreas: seguridad marítima, seguridad aérea, y participación de las Fuerzas Armadas en apoyo a la Protección Civil.

La Iniciativa 5+5 desarrolla seis proyectos de gran alcance: El Centro Virtual de Control de Tráfico Marítimo Regional, el Colegio 5+5 de Defensa, el Centro Euro-Magrebí de Investigación y Estudios Estratégicos para el Mediterráneo Occidental, la contribución de las Fuerzas Armadas a la Protección Civil en catástrofes, la cooperación en materia de Búsqueda y Rescate (SAR) y el Centro de Formación de Desminado Humanitario.

Desde 2008 se organiza cada año un ejercicio de control y seguridad de tráfico marítimo, de la serie denominada ‘Seaborder’, y otro de tráfico aéreo, de la serie denominada ‘Circaete’.

Se reunieron a mediados de diciembre para revisar lo realizado durante 2012:

  • Y España presentó un vídeo sobre unas maniobras conjuntas, ‘Seaborder 12’ con Argelia y Portugal, en septiembre pasado.
  • Por otra parte,  el profesor Gonzalo Escribano, director del programa de Energía del Real Instituto Elcano de Relaciones Internacionales, presentó el trabajo de investigación que ha dirigido para el Centro Euromagrebi de Investigación y Estudios Estratégicos (CEMRES), sobre ‘Factores constitutivos de una estrategia para una seguridad armoniosa en la cuenca del Mediterráneo Occidental’, en el que han participado representantes de todos los países miembros de la Iniciativa (excepto Malta).
  • Finalmente, se presentó el módulo del nivel superior del ‘Colegio 5+5 Defensa’, que se impartirá en el Centro Superior de Estudios de la Defensa Nacional (CESEDEN) desde hoy, 10 de diciembre, hasta el próximo día 14, sobre ‘Cooperación militar en el marco de la Iniciativa 5+5’, con la participación de oficiales de la mayoría de los países miembros de la Iniciativa.

¿Os parece útil?  ¿Cuánto costará de nuestros impuestos?  Y lo que es más grave, cuánto les costará a países tan pobres como Argelia, Libia, Marruecos y Mauritania, y tan azotados por la crisis como Portugal?

Parece que en esto no se recorta y que a los militares la cooperación internacional les suena a jugar a las guerrecitas con otros ejércitos y a mantener a ‘expertos’ militares que producen miles de papeles con propuestas militaristas, es decir, para mantener a sus burócratas entretenidos, cobrando y viajando.  Mientras tanto, paro, falta de vivienda, recortes en sanidad y educación, pérdidas de derechos, pero nada de recortar en lo militar.


Antirepresión

21 de diciembre de 2012

Fuente:  Público.

En unos tiempos de crisis tan honda, con tantos retrocesos en los servicios que presta el estado, también en las libertades que podemos ejercer, con tanto “chorizo” llevándoselo con total impunidad, con unos partidos políticos y unos sindicatos que cada vez oyen más la consigna de que “no nos representan”, la gente protesta.

Hasta ahora la mayor parte de las protestas han sido pacíficas y noviolentas, festivas y solidarias.  La gente que protestaba, todos lo sabemos, tenían razones fundadas para hacerlo.

Ante ello, el poder ha optado por un estrategia diversificada:

  • decir que los que protestan tienen razón, pero que no se puede hacer nada,
  • no hacer nada positivo en ninguna de las justas cuestiones que les están reivindicando.
  • estigmatizar a los indignados y protestones, en algunos medios de comunicación, como gente insolidaria con los consumidores o con otros trabajadores,
  • criminalizar a los indignados mediante códigos penales más duros e imaginativos,
  • limitar aún más las libertades de los que protestan y proteger, aún más a los que reprimen,
  • buscar formas, más o menos legales y nunca legítimas, de boicotear las manifestaciones mediante infiltrados, incluidos agentes del orden, se llega a decir en la noticia que recomendamos que los antidisturbios hacen política.
  • reprimir a los manifestantes a base de palos, bolas de goma, de querellas, multas, etc.

Los que protestan se han indignado aún más.  Y ya son múltiples las protestas cada día, unas convergen con otras, se mezclan, se apoyan, se complementan, …

Tanto la represión como las protestas ocurren en múltiples países.

Las organizaciones están preocupadas porque sus militantes, y ellas mismas, tienen que asumir elevados costos en multas, represión, juicios, etc.  ¿Cómo se puede dar respuesta a esta situación?

1.-  No es momento, ni es posible políticamente echarse atrás:  “Hay pocas conquistas sociales, por no decir ninguna, que se hayan conseguido sin la protesta”.

2.-  Parece que los gobiernos tienen un objetivo claro:  que a su violencia se conteste con violencia.  Ello, piensan, podría llevar a que los movimientos se escindiesen y a que la violenciadel status quo quedase justificada.

3.-  Hay que señalar claramente las responsabilidades de los partidos tradicionales.  Quizá algunos no son responsables de la violencia, pero tampoco están cerrando filas con los represaliados y su postura de apoyo es, en la mayoría de las ocasiones, muy tímida e interesada (poco creíble).

4.-  Es necesario construir alternativas en muchos aspectos de la vida política y “obligar” a los partidos tradicionales a debatir y asumir las propuestas alternativas.

5.-  La coordinación y solidaridad interna son cada vez más necesarias.  Son imprescindibles.  Aguantar la represión solos y/o en pequeños grupos en más difícil que hacerlo de manera masiva y coordinada.


¿Habla el Parlamento sobre el gasto militar?

6 de diciembre de 2012

El Congreso Navideño por jacilluch

Fuente: artículo publicado por Utopía Contagiosa en el periódico semanario Es Hora

Llama la atención la arbitrariedad de los partidos “con vocación de gobierno” para mantener la política de defensa fuera de la crítica y del debate público, pactando bajo cuerda una continuidad militarista que nos perjudica como sociedad y nos empobrece.  Un ejemplo notorio es el planeamiento militar, donde se definen cosas tan importantes como qué queremos defender, qué queremos gastar, qué tipo de armas utilizar, qué metodologías se quieren desarrollar, así como las implicaciones políticas de todo ello. Este planeamiento ni siquiera es deliberado en el Parlamento ni sometido al debate y conocimiento de la opinión pública, sino que se hace de espaldas a todos y sin que nadie mueva una pestaña.

Otro ejemplo es el de los presupuestos militares.  Habitualmente el gasto militar, con la plena complicidad de partido de gobierno y de su oposición, se esconde en partidas de otros ministerios, aparentando ser más bajo de lo que es (en los últimos presupuestos llegan a ser más de 7 € de cada 10 los que se esconden obscenamente).

Este estado de cosas opaco y poco democrático debería ser objeto de una crítica feroz por una oposición que se dice a sí misma alternativa, pero …

Si nos fijamos en la calidad de las intervenciones de la oposición en la Comisión de Defensa del Congreso, la respuesta no es alentadora. Tampoco si miramos el número de impactos “mediáticos” de las opiniones de la oposición en temas de defensa, ni de la capacidad de, al menos, alterar la agenda de silencio impuesta por los partidos del poder. Menos aún en el “calado” que en la opinión pública tiene la visión “alternativa” de nuestra izquierda parlamentaria.

¿Y si vemos las enmiendas planteadas a los presupuestos generales (PGE)?

En este caso la respuesta no es ya la insuficiencia, sino el desaliento y la pena tanto por las oportunidades perdidas como por la incoherencia mostrada.  De las más de 1.700 enmiendas presentadas por la oposición a los PGE, menos del 1% corresponden a Defensa, lo cual apunta al desinterés o complicidad al respecto. De ellas, una parte importante las ha realizado Izquierda Plural.  El resto se reparten entre las de PSOE y UPyD (piden más gasto militar para cumplir con los programas de compra de armas, con los compromisos de pago de una deuda militar inmoral e impagable de más de 31.000 millones de €, o para dar a los militares prebendas en la compra de viviendas), y unas poquitas del grupo mixto (principalmente el diputado Tardá y la diputada Barcos, que piden el trasvase de partidas de i+d+i militar a fines socialmente útiles).  Otros grupos ni se han estrenado.

¿Qué decir de Izquierda Plural?

En primer lugar que se ha atrevido, de forma muy meritoria, a plantear una enmienda de fondo que critica el ocultismo del gasto militar, y la insolidaridad social de estas partidas en detrimento de las necesidades sociales. Que nosotros sepamos es una de las pocas ocasiones en que se llama a las cosas por su nombre en el apolillado Congreso.

Otro bloque de sus enmiendas, y ello también forma parte del buen ejemplo, pide el trasvase de partidas militares a necesidades sociales, pide la implementación de una cultura de paz apoyando a organizaciones pacifistas y centros de estudios de paz, o la reconversión de un antiguo acuartelamiento en centro cultural.

Estas enmiendas indican una orientación: el gasto militar no sólo debe aflorar, sino que se debe reducir, reorientar hacia necesidades sociales y provocar una reconversión de estructuras y de industrias militarizadas.

Pero también han hecho enmiendas pidiendo el aumento de gasto militar:  el aumento de carga de trabajo para Navantia, fabricante de buques de guerra, y entre otros para el proyecto “BAM II”, para construir buques diseñados para la intervención militar a miles de km.  También se ha pedido el aumento de gastos de personal en alguno de los organismos autónomos militares, para sustituir los blindados que usa España en operaciones en el exterior por otros mejores, o para mejorar las instalaciones de la base de San Gregorio (Zaragoza) y de la Capitanía Militar en Zaragoza (aunque en este caso la idea de fondo es que se acaben transfiriendo a las instituciones civiles). Afortunadamente, la huelga general hizo que este bloque de diputados no acudiera a votar sus propias enmiendas.

Intuimos la intención de las propuestas: apoyan en unos casos el trabajo en Cádiz, donde el paro golpea de forma escandalosa, aunque sea dando trabajo a Navantia. Consolidar o mejorar puestos de trabajo en organismos autónomos militares donde éste puede peligrar.

Podemos intuir, pero no compartir: ¿quién duda que el trabajo, puesto en peligro por las políticas neoliberales (de muy fuerte contenido autoritario y militarista), es una reivindicación justa y loable? Pero… ¿trabajo a cualquier precio?¿Al precio de fortalecer a la que aparece como la sexta flota del mundo y en su desempeño para agredir otros pueblos (y con ello otros trabajadores)? ¿Trabajo que beneficia a una industria militar subsidiada, agresiva, exportadora de guerras y que constituye un complejo de intereses político-industrial que ha generado una deuda escandalosa? ¿Se beneficia con este tipo de medidas al trabajo o a los dividendos de las empresas?, ¿a los trabajadores con sentido de clase o a los altamente cualificados técnicos en tecnología militar que actúan como mercenarios del trabajo?, ¿al desarrollo sostenible de Cádiz o a su dependencia del “monocultivo” militar? ¿Sacrificaríamos al dogma del trabajo a cualquier precio la aceptación de la reforma laboral, que en definitiva dará trabajo aunque precario y de baja calidad?

Como ha ocurrido en el pasado, la izquierda clásica, al igual que los sindicatos mayoritarios, han mantenido un discurso que minimiza las razones de coherencia pacifista y antimilitarista y maximiza las del trabajo, en vez de luchar por una reconversión de estas industrias inmorales hacia fines socialmente útiles y por el trabajo de calidad que genere desarrollo humano.

Mientras tanto, los movimientos alternativos hemos ido distanciándonos de propuestas que entendemos incoherentes e insolidarias. No entendemos este juego de doble rasero que depende de intereses cortoplacistas.  Tal vez por eso quede mucho por debatir con estas izquierdas para consolidar, también en materia de seguridad y defensa, un modelo alternativo.


Rescatemos Las Muelas (Valencia)

3 de diciembre de 2012

Cayetano

Fuente: ABC

No nos hemos vuelto locos, o no del todo.

Las Muelas es un paraje que se encuentra en Paterna (Valencia) sobre el que el Ministerio de Defensa tiene un campo de tiro.

Ignoramos el modo en que Defensa se adjudicó este territorio: si lo compró, lo expropió, se lo regalaron, se lo quedó,…  Pero sí sabemos que desde hace ya un tiempo a Defensa no le sirve para nada (como tantos otros campos de tiro e inmuebles que mantiene retenidos con tal de no darles utilidad social) y lo ha ido vendiendo a cachos, como cuando cedió al ayuntamiento más de 700.000 metros cuadrados para construir viviendas.  Ahora Defensa saca a subasta otro pedazo, esta vez por 10 millones de euros de tipo de salida (lo que implica que se comprará por más). Se trata de  algo más de  647.000 metros cuadrados colindantes con el barranco de Andolsa.

¿Y quién y para qué puede querer esos terrenos? Pues muy sencillo. Los empresarios de Paterna, que planean quedárselos, conseguir apoyo municipal y construir en Paterna la quinta zona franca de España (tras las de Vigo, Barcelona, Las Palmas y Cádiz, todas ellas construidas en tiempos de Franco). Una zona franca,por si no habéis caído en la cuenta, es un gran negocio empresarial, con exenciones de impuestos a las entradas de productos desde el extranjero, etc.

Vayan atando cabos, que seguro que encuentran una cierta lógica sutilmente programada, en el negocio de la venta de estos terrenos militares:

1) En el mes de septiembre de 2012, hace menos de tres meses, la asociación de empresarios de Valencia ofreció junto con el alcalde de Paterna una rueda de prensa para explicar el “apoyo” de los empresarios a la contrucción de una zona franca en Paterna. “El hecho es que la Comunitat cuenta con el primer puerto de todo el Mediterráneo, líder en recepción de contenedores provenientes de China, y la creación de una zona franca supondría una aliciente para la entrada de nuevas empresas a la Comunitat Valenciana”, apuntó Agustí.

Lo podemos consultar en el periódico digital Valenciaplaza.com.

Señalemos que desde tiempos de Franco no se ha aprobado en España ninguna nueva “zona franca” ni se tenía noticia alguna de una reivindicación parecida.

2) El tal Agustí mantuvo reuniones en Septiembre con el Secretario de Estado de Comercio y con el Director General de Infraestructura del Ministerio de Defensa.  ¿Curioso?

3) En la rueda de prensa ya referida, el alcalde de Paterna señaló que el Ayuntamiento de Paterna está convencido con la puesta en marcha de un proyecto que puede suponer un enorme beneficio para el municipio, para la Comunitat Valenciana y para el propio Gobierno de España, ya que “supone dar salida a los terrenos del antiguo campo de tiro de La Muela que el Ministerio de Defensa quiere subastar, no requiere una fuerte inversión por parte de la Administración y permitirá la llegada de nuevas inversiones que generen riqueza, empleo y bienestar”.

Osea, que el pelotazo es de doble dirección, para el Ministerio de Defensa, que saca tajada, y para el empresariado, que saca tajada.  ¿Qué sacamos los ciudadanos?

Recordemos ahora que el Parque Natural del río Turia pasa por Paterna. ¿Qué dirá de este pelotazo la Plataforma Cívica Paterna Respira, constituida para conseguir que los terrenos de La Muela reviertan al pueblo?

Pero, ¿y los intereses de la gente, del medioambiente, de un desarrollo sostenible y de rostro humano en Paterna y su área de influencia?

Por eso debemos rescatar Las Muelas antes de que todo estos negociantes nos saquen las propias en este nuevo negocio para unos pocos.


A %d blogueros les gusta esto: