Los ejercitos de latinoamercia incrementan su gasto militar

Fuente: BBC Mundo

Según los estudios de diversas agencias internacionales que hemos reseñado en otros momentos, el gasto militar está creciendo de forma muy significativa en América Latina.

La última de las advertencias de esta realidad penosa nos la da BBC en este mes de octubre, al informarnos del efecto cascada que principalmente en Centroamérica, pero también en los otros países de la región, está dándose en la compra de material militar. Si el país de al lado compra aviones de combate, los militares del otro lado exigen una compra de respuesta y así, uno tras otros, están retroalimentándose en la adquisición de material militar altamente peligroso para la estabilidad continental.

Preguntados altos mandos militares por esta variación de la tendencia, informan que se debe a los altos índices de inseguridad de américa latina (la región con más crímenes y asesinatos del globo) y a la expansión de la actividad delincuencial de los cárteles de la droga.

Es una razón interesada y no cuela: primero porque si se trata de un aumento de la inseguridad delincuencial no se comprende cómo es que se compra material militar y no policial. Segundo porque, en buena lógica, los problemas de este tipo, sobre todo en la regón más desigual del mundo, se resuelven no con militarismo ni con policía, sino con cambios estructurales e igualdad y justicia social. Y tercero, porque no parece que el gasto que se realiza, en ausencia sobre todo de otro tipo de políticas sociales, tenga la más mínima relación con los problemas que se supone se quieren resolver.

Tal vez recordar el pasado de los ejércitos latinoamericanos, su peculiar fórmula de militarización social y de lucha autoritaria contra la libertad de los pueblos tenga alguna explicación alternativa a este tipo de justificaciones, como también el hecho de que sean ahora caudillos y líderes militares, revestidos de civiles, los que están optando a los cargos políticos más relevantes en algunos países americanos y optando a la presidencia de las repúblicas.

Otros analistas nos ofrecen una explicación alternativa que, aunque nos parece de un grosero y burdo cinismo, no queremos pasar por alto: El material militar, nos dicen, se está adquiriendo para proteger la biosfera y detectar desastres militares. ¿Tal vez les tenemos que agradecer a los espadones americanos que estén salvando la biosfera al doloroso precio de empobrecer a sus pueblos? Hay que echarle cara a la vida para atreverse a asociar militarismo con ecología como su la segunda dependiera de los cuidados de la primera y no, como es en realidad, que el ejército y el sistema que defiende es uno de los agresores de la ecología o, lo que es lo mismo, que ésta es una de las víctimas del militarismo.

En todo caso, merece este repunte militarista americano la respuesta desobediente y militante de los movimientos sociales de américa latina y la exigencia de reducción del gasto militar en la región.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: