Sale a la luz parte del gasto militar encubierto en España y muestra su insolidaridad

Lo+mismo+pero+al+rev%C3%A9s Fuente: el País

Gracias a un artículo publicado por Miguel González, ha salido a la luz publica parte del gasto militar enubierto del estado español. Lo que los antimilitarista veníamos denunciando desde hace años sale ahora a la luz pública, mostrando la opción militarista e insolidaria de los gobiernos de Aznar y ZP.

Naturalmente Miguel Gonzalez no enfoca así su información, no es su estilo ni su interés, pero su eplicacion desvela al menos estas cuestiones.

Primero. Mediante un sofisticado mecanismo de ocultación, el gobierno del aznarato y del zapaterismo comprometieron un gasto militas superior a 30000 millones de euros (más del 3% del PIB) disfrazándolo de créditos.

Efectivamente, los gobiernos continuistas en materia militar de ZP y JM, aprobaron la compra de material militar (en total 18 programas de armamnto) fuera de los presupuestos del ministerio de defensa y por valor de m´s de 30000 millones de euros.

Como era un gasto impopular y escandaloso, lo disfrazaron comprando a plazo, mediante créditos con vencimiento en 2025 (cuando ninguno de los dos esté en el gobierno para contarlo) y que, para que no se consignara como gasto militar, se comprometieron por medio de otos ministerios diferentes del de defensa. Comprar a plazo tiene una ventaja, que compras sin tener con qué pagar. Y un par de inconvenientes: Uno, que supone una pila de intereses que hacen que el valor inicial de la compra acabe siendo muy inferior a valor real de ésta. Y dos, que en caso de impago, los intereses se multiplican y los acreedores protestan y dan al traste con la operación “ocultación”.

Segundo. La chatarra comprada no responde a un interés ni siquiera sostenible desde el punto de vista militar. 

Los cachivaches adquiridos, ente ellos las fragatas F100, lo stanques Leopard, los cazas EF2000, son un matrial sofisticado y de ensamblaje con el ejército de EEUU para sus aventuras y para su idea de “”escudo antimisiles”, pero no tiene un valor eficaz para la defensa española.

Según dice Miguel González, “muchos de estos proyectos tenían un objetivo más industrial que militar —permitir la privatización de una empresa pública o su integración en un consorcio multinacional— y que nunca existió un planeamiento global, que permitiera asignar los recursos en función de las prioridades de los ejércitos. Pero ello fue posible porque se abusó de la compra a crédito, engordando una deuda que toca pagar ahora…” 

¿Que quiere decir esto? Sencillo, que la operación de compra de estos chismes respondía a un interés político mezquino y oculto: apostar por la vinculación de España al armamentismo y a la política militarista de venta de armas a troche y moche. De ahí que el gaasto fuera oculto y la intención de éste velada, no sea que la sociedad se enterase y no compartiera los delirios de sus próceres.

Pero no es sólo Miguel Gonzálz quien así opina. El propio secretario de estado de defensa, en compareencia en octubre de 2010 para explicar los presupuestos del ministerio de defensa, señala que “No deberíamos haber adquirido sistemas [de armas] que no vamos a utilizar, para escenarios de confrontación que no existen y, lo que es más grave, con un dinero que no teníamos entonces ni tenemos ahora“. Todo un ejemplo de sinceridad y de cinismo. Pero descuiden, ningún parlamentario, que se sepa, reprochó nada al secretrario de estado por esto de comprar algo que ni se quier ni se necesita y que detrae del desarrollo de la sociedad nada menos que el 3% del PIB.

Tercero. Este pastizal ha privado a la sociedad española de mayores índices de desarrollo y de políticas de redistribución y de justicia social hoy tan necesarias.

La cantidad comprometida, y ahora adeudada junto con sus intereses moratorios (dado que no se han atendido los plazos de forma correcta para el pago de la misma) supera el 3% del PIB español.

Por poner un ejemplo, ese es el nivel de deuda que nos autorizan a tener los que dictan la economía que nuestros gobernantes asumen. Si ahora no estuviéramos enfrascados en devolver este pastizal, tal vez nuestros apuros con la ortodoxia neoliberal serían menos.

Pero, obligados al pago de este dinero, sólo se puede decir que gracias a la irresponsabilidad de nuestros gobernantes (que sin embargo no han de pagar ni responder de ella y e irán de rositas) nos hemos privado de potenciar otro tipo de desarrollo o de emprender políticas de solidaridad y de rdistribucion tan necesarias ahora. Imagínense lo que se podría hacer con 30000 millones de euros s es que no tuviéramos que pagarlos al complejo militar industrial o si no declaramos su no pago.

Aquí se hecha de menos la crítica sindical a estas malas políticas y no acabamos de adivinar a qué responde tal silencio.

Cuarto. A pesar de que estas malas políticas nos perjudican, descuiden, que nadie responderá por ellas ni se obligará a los señores de la guerra a restituir este dineral, o, lo que es lo mismo, nos seguirán gobernando los mismos con los mismos argumentos.

Entre nosotros no existe la tradición de que el que la hace la pague, al menos si nos referimos a la casta que nos gobierna y los políticos profesionales.  Aznar nos enfrascó en el rdor guerrero de Bush, l oque nos perjudicó notablemente, y se fue como si nada. ZP se ha calzado más de 25 billones de las antiguas pesetas en militarismo y se irá como quien no quiere la cosa. Entre los dos nos empobrecen en a menos 30000 millones de euros para fortalecer la industria militar privada y todos tan contentos Es más, todos ellos seguirán igual, harán la misma política en el futuro, secuestrarán la opinión ciudadana, nos dejarán sin opinión en materia de defensa, y no pasará absolutamente nada, porque nadie pedirá cuentas por nada de esto.

Ni siquiera pasará que, dada la inmoralidad de este gasto insolidrio y caciquil, se decida negarse al pago del mismo. Que se metan en el culo sus F100, sus EF 2000, sus Leopard y la madre que lo pario.

Quinto.- Las consecuencias de potenciar el complejo militar industrial. Una razón ética.

Pero si en el fondo de todo este entramado de intereses estaba el reforzar la industria militar y la privatizacion d parte de nuestro entramado de fábricas de armas, para hacer de este sector uno de los de tirón de la economía española, entonces estamos hablando, además, de otra cosa. Hablamos de moralidad.

Y en nuestro criterio tan injusto como privarnos de desarrollo, tan impresentable como restarnos recursos para emprender políticas de solidaridad, tan absurdo como comprar cosas que no valen ni siquiera desde la lógica militar, tan imperdonable como hacer todo esto  a escondidas y con opacidad, es el hecho de que lo que se intenta privilegiar es un modelo de relaciones internacionales desestbilizadoras y de dominació.

Efectivamente, vender armas no es vender cualquier cosa. Con el arma va el cálculo del conflicto a provocar, de la guerra a promover, de los muertos, heridos o represaliados gracias a nuestra tecnología y nuestro ingenio.

Y ello nos convierte a todos, por activa o por pasiva, en opresores, en asesinos potenciales. Otro aprieta el gatillo que nosotros fabricamos. Matamos por persona interpuesta. Y lo grave es que lo hacemos para alimentar la petulancia y la idioticia de políticos militaristas y con pocos escrupulos de aqui.

De este modo, desvelar el gasto militar oculto es desvelar la mala política de nuestros proceres y el mal esto de salud ética de nuestra sociedad dormida o desinteresada por estos temas.

2 respuestas a Sale a la luz parte del gasto militar encubierto en España y muestra su insolidaridad

  1. […] Sale a la luz parte del gasto militar encubierto en España y muestra su insolidaridad « Colectivo …. CompartirShareCorreo electrónicoFacebook […]

  2. […] en militarismo desde que entró al poder más de 26 billones de las antiguas pesetas y elevado la deuda impagable con las industrias militares a cantidades […]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: